L´élégance

"Haz de la elegancia tu forma de vida"

CONSEJOS PARA SER LA INVITADA PERFECTA

Lo que nadie te contará para conseguir ser la PERFECTA INVITADA

Que nos inviten a una boda es algo que nos ha pasado a todas. Algún familiar, amigo o compañ[email protected] de trabajo da el paso de casarse y por ello es un motivo de FELICIDAD. A partir de ese momento para nosotras viene un dilema, difícil para unas y fácil para otras. Hay a quien lleva de la mano la inspiración y sabe que ponerse desde el primer momento y hay quien no lo tiene claro porque no sabe que ponerse o simplemente no está segura de si es acertado o no.

Para los hombres las opciones son mas limitadas y es mas sencillo no equivocarse, pero para nosotras el gran número de alternativas que existen para vestirnos es la culpable de generarnos ciertas dudas. Por ello, para poder acertar o simplemente para facilitarnos la tarea de elegir bien, las características del evento, así como el momento del día en que éste se celebre será quien condicione las pautas para elegir bien nuestro vestido.


Buscar ante todo la comodidad y que se nos vea de forma naturales

Al elegir un vestido para algún evento que requiera cumplir con cierto protocolo, es fundamental tener en cuenta que nos sintamos cómodas con lo que llevamos puesto. Con esto no solo nos referimos a la prenda en sí, sino a que el diseño de ésta, dentro de las exigencias del protocolo del evento, se ajuste lo mas posible a nuestra forma de vestir habitualmente. Aquí es donde desempeña un papel fundamental el hecho de no parecer disfrazada y que se nos vea con naturalidad. Es importante tener en cuenta que la ELEGANCIA es algo que muy difícilmente conseguiremos sin que exista COMODIDAD

En todo evento tendremos que tener en cuenta el protocolo para las invitadas, no solo por el hecho de acertar con nuestro vestido o conjunto, sino porque la forma de vestir constituye una forma de respeto y de consideración a los anfitriones. Pongamos por ejemplo el hecho de que es irrespetuoso acudir con un vestido de fiesta a una reunión familiar, así como acudir a una boda con un pantalón vaquero.

Lo primero que condicionará nuestra elección de vestido o conjunto para una boda será si ésta es de día o de noche. Por ello te mostraremos a continuación unos consejitos que harán que tu elección te resulte mas fácil.


Bodas de día


Si la boda o el evento es por la mañana, entendemos también que se alargará hasta entrada la tarde, el protocolo establece que lo mas idóneo es llevar un vestido corto. El concepto de vestido o traje corto nos da la facilidad de que puede ser una falda o pantalón combinado con blazer o un vestido corto que en la parte de arriba podemos añadirle una chaqueta, abrigo o mantón. Es importante que el traje sea escotado y el largo no supere la rodilla. Si añadimos los complementos adecuado, tanto para bodas de día como de noche podemos optar también por un mono.

Para una boda de día no debemos cortarnos a la hora de elegir prendas con colorido e incluso combinaciones de tonos entre las piezas de un conjunto, eso sí, seremos discretas con los escotes y procuraremos llevar siempre la espalda cubierta.

El sombrero, tocado o pamela es una alternativa para las bodas de mañana, pero hay que tener en cuenta que los que decidamos llevar, hay que hacerlo durante toda la boda, incluyendo el convite. Por ello os aconsejamos que, atendiendo al concepto de comodidad con respecto a la elegancia, es preferible no llevar nada si no estamos seguras de estar cómodas. En cuanto a los zapatos, los elegiremos preferiblemente de piel, que no sean muy gruesos, siempre cerrado y con una altura media de tacón, El calzado plano también puede ser una opción.


En cuanto a los complementos, se aconseja llevar joyas y bisutería de buena calidad que den al estilo mas formalismo, aunque moderaremos su uso. El bolso será pequeño o mediano y bajo ningún concepto tendrá lentejuelas ni pedrería


Bodas de noche


Para bodas de noche podemos, o bien lucir un traje de cóctel o bien un vestido largo. Aunque lo mas adecuado es lucir un traje de cóctel, ya que el vestido largo es mas adecuado reservarlo para la novia, la madrina y, si las hubiere, las damas de honor. Antes de optar por un vestido largo lo mas correcto sería consultarlo con la novia, aunque actualmente no suele haber inconveniente, eso si, siempre que el largo no supere los pies. El vestido deberá estar fabricado con telas de notable calidad como encaje, sedas, rasos, etc. Se admitirán tanto lentejuelas como pedrerías, incluso en los complementos.


El vestido de noche, a diferencia del de día, admite escote, espaldas al descubierto e incluso tirantes. Eso si, si hay ceremonia religiosa debemos ser discretas y cubrirnos con un chal. El zapato para vestidos largos será de tacón fino, también podemos usar sandalias o incluso mules. Para bodas de noche podemos usar joyas mas llamativas aunque siempre en su justa medida.


Aunque tenemos dos alternativa para las bodas de noche, las mas acertada es el traje de cóctel, que incluso puede servirnos en eventos mas informales durante el día, eso si, siempre que la etiqueta lo permita.


El vestido de cóctel estará compuesto de blazer y falda o un vestido con un abrigo, el largo estará comprendido entre la rodilla y los tobillos. Para las bodas de noche nunca usaremos el abrigo.


Este tipo de vestido, al igual que el vestido largo, podrá estar confeccionado con bordados e incluso admitirá pedrerías o cualquier otro detalle. El negro será un color que debemos intentar rechazar ya que se asocia tradicionalmente al luto, aunque actualmente se está usando cada vez mas. El blanco, por supuesto, estará prohibido ya que se reservará para la novia, aunque podemos hacer una combinación de blusa en color blanco con un pantalón o falda en otro color, pero nunca una combinación de blanco entero.

Podemos añadirle un pequeño sombrero, aunque lo mas adecuado es un tocado, el zapato tendrá un taco medio-alto y el bolso será preferentemente de metal o con pedrería. Usaremos joyas o incluso alta bisutería


Estas serían las normas de protocolo a la hora de escoger un modelo para asistir a una boda como invitada, con estas recomendaciones y usando el sentido común y ante todo la naturalidad, no os hará falta nada mas para conseguir ser la invitada perfecta.





Deja un Comentario

Tu email no será publicado

Usamos cookies de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y obtener estadísticas anónimas. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK Más información